Barbacoas en comunidades, todo lo que debes saber

Uso barbacoa en la Comunidad de Propietarios

Con la llegada del calor y el buen tiempo las barbacoas al aire libre son la excusa perfecta para reunirse con la familia y amigos. Lo cierto es que ya bien sea en el jardín de casa o en el de la Comunidad, la barbacoa es un elemento que puede provocar conflictos con los vecinos. Cristina, una propietaria de Mediterráneo consultó con su Administrador de Fincas Mediterráneo si pueden los vecinos prohibirle hacer una barbacoa en el jardín. En el artículo de hoy y con la ley en la mano, te lo contamos todo.

(Actualizado el 1 de julio de 2021)

Ley de Propiedad Horizontal

Primero de todo debes saber que no hay una ley específica que prohíba el uso de las barbacoas (excepto en la Comunidad de Madrid) a no ser que esté regulado en los Estatutos de la comunidad. No obstante, en la Ley de Propiedad Horizontal, en el artículo 7.2, hay una prohibición al uso de actividades molestas o insalubres en las que pueden incluirse las barbacoas. Dice así:

Al propietario y al ocupante del piso o local no les está permitido desarrollar en él o en el resto del inmueble actividades prohibidas en los estatutos, que resulten dañosas para la finca o que contravengan las disposiciones generales sobre actividades molestas, insalubres, nocivas, peligrosas o ilícitas.

Por lo tanto, por regla general realizar una barbacoa en un jardín privado o en una zona común de la urbanización no debe suponer ningún problema siempre que no genere molestias a la convivencia normal de la comunidad y se haga de forma razonable. 🙂 

Normativa específica en la Comunidad de Madrid

Si eres de Madrid tienes que saber que desde hace poco existe una normativa específica para el uso de las barbacoas a raíz de la publicación de la nueva Ordenanza 4/2021, de 30 de marzo, de Calidad del Aire y Sostenibilidad aprobada por el Pleno del Ayuntamiento de Madrid y publicada en el BOCM el 16 de abril de 2021. El art. 33 aunque no regula de forma específica el uso de barbacoas puede tomarse como referencia para el uso de estos elementos.

Cocinado o preparación de alimentos en el medio ambiente exterior susceptibles de producir emisiones molestas.

“Cuando estas actividades se realicen en edificios de viviendas en régimen de propiedad horizontal por pisos, se ubicarán al menos a 5 metros del punto más próximo de cualquier hueco receptor ajeno situado al mismo nivel o superior, con el fin de evitar molestias a los vecinos. En todo caso, deberá existir una distancia mínima de 3 metros entre el foco de fuego y cualquier elemento inflamable. La distancia se medirá en línea recta en ausencia de obstáculos y, en su presencia, mediante la suma de segmentos.”

A 5 metros

Por lo tanto, en la Comunidad de Madrid el uso de barbacoas requerirá que se realicen como mínimo a 5 metros desde cualquier ventana existente en la misma planta o en plantas superiores.

Para cumplir con esta distancia de 5 metros será prácticamente imposible cumplirlas en plantas intermedias por lo que en las terrazas o balcones de dichas plantas no se podrán hacer barbacoas.

Por lo tanto, solo pueden utilizarse en 2 sitios:

Terrazas de los áticos

  • Una de ellas sería en las terrazas de los áticos, en donde al no tener ventanas por encima, tan solo se debe cumplir con las distancias a ventanas contiguas.

Patios de las pantas bajas

  • La otra zona sería en los patios de los bajos aunque en esta zona será más difícil poder mantener las distancias exigidas dado que habrá ventanas a los lados y por encima, por lo que no siempre se podrán poner barbacoas sin incumplir con la normativa vigente.

Como hemos explicado anteriormente esta normativa solamente es aplicable en la Comunidad de Madrid.

Barbacoas en zonas comunes

Si en los estatutos no hay una prohibición expresa al uso de las barbacoas, los vecinos podréis disfrutar de una barbacoa, sin problema.

En caso de que algún vecino se queje por los olores, el humo o la suciedad de la última sardinada y recurra al artículo 7.2 de la Ley de Propiedad Horizontal, que como hemos dicho anteriormente habla de actividades molestas o peligrosas para la comunidad, la jurisprudencia suele ser permisiva en estos casos ya que considera que su uso es generalizado, las molestias son puntuales y esporádicas y deben ser toleradas por los propietarios.

Estatuto de la Comunidad

Si te molesta el uso de la barbacoa, lo que recomendamos es que se regule en los Estatutos de la Comunidad, a través de una regla interna (aprobada por la mayoría), para que todos los vecinos se sientan respetados. Los Estatutos de la comunidad son los únicos que pueden limitar o prohibir cualquier actividad que se realice en un elemento privativo o zona privada.

En definitiva, con el uso de las barbacoas se aceptan las posibles molestias (y los beneficios) de vivir en comunidad. Se apelan a los principios de razonabilidad, tolerancia.

Te recomendamos: Problemas con los vecinos, ¿Cómo resolverlos?

Ordenanza municipal

Algunas ordenanzas pueden prohibir el uso de la barbacoa en terrazas por motivos de prevención de incendios. Aunque sí se admiten las barbacoas eléctricas o de gas.

La intervención de tu Administrador de Fincas Mediterráneo será crucial para asesorarte y evitar posibles conflictos con los vecinos.

Te recomendamos: La mediación vecinal para resolver conflictos en la Comunidad

DESCARGA GRATIS EL MANUAL DEL PRESIDENTE

Una herramienta sencilla con todas las claves para ser un buen Presidente de tu Comunidad