Seguro de vida en hipoteca. ¿Es obligatorio? Coberturas

seguro de vida en hipoteca

Una hipoteca a veces es la única opción posible para muchas personas que quieren comprar una vivienda. Y una de las dudas más comunes que suele generar bastantes confusiones  a los nuevos propieatarios, es si es obligatorio contratar un seguro de vida en hipoteca, al suscribirla con una entidad bancaria.

En realidad, si bien puede puede resultar aconsejable hacerlo por ley no es obligatorio contratar un seguro de vida con la hipoteca. Pero en la práctica la mayoría de las entidades financieras sí lo exigen como requisito indispensable para conceder el préstamo. Te lo contamos hoy en este artículo.

¿Qué cubre un seguro de vida en hipoteca?

El objeto de un seguro de vida vinculado a la hipoteca es saldar la deuda hipotecaria en caso de incapacidad total o fallecimiento del titular del préstamo.

  • De no tener contratado un seguro de vida vinculado a la hipoteca, la deuda hipotecaria no se extinguiría con la muerte o incapacidad del titular, sino que pasaría a sus herederos.
  • Si se cuenta con un seguro de vida hipotecario, en caso de muerte o incapacidad del titular, la aseguradora indemnizará al banco por la cantidad que quedase pendiente de pago.

Debemos diferenciar el seguro de vida vinculado a hipoteca del el seguro de vida convencional. El riesgo asegurado es el mismo (muerte), pero no el beneficiario (ya que en el seguro de vida hipotecario es el banco).

Tipos de seguro de vida vinculado a la hipoteca

  • Seguro de vida hipotecario con capital asegurado constante: la cantidad asegurada permanece invariable con el paso del tiempo. En el caso de que en el momento del pago por la aseguradora, hubiera dinero sobrante, este sería destinado al beneficiario designado.
  • Seguro de vida hipotecario con capital decreciente: la cantidad asegurada va ajustándose al capital pendiente de amortizar, según el tipo de interés existente. Está modalidad resulta más beneficiosa para el contratante.

¿Es obligatorio el seguro de vida en préstamo hipotecario?

Legalmente no es obligatorio contratar ningún tipo de seguro para contratar una hipoteca.

Aunque es cierto que muchas entidades bancarias si exigen un seguro de vida al hora de solicitar una hipoteca como condición para otorgar el préstamo o poder beneficiarse de algunas ventajas.

Al bajar los tipos de interés, los bancos buscaron aumentar sus beneficios con varios productos “añadidos” a las hipotecas: planes de pensiones, seguros de hogar y seguro de vida vinculado a la hipoteca. Todos ellos debían contratarse con la propia entidad financiera.

El seguro de vida en hipoteca obligatorio ha sido una práctica muy habitual. Los bancos condicionan la concesión del préstamo a su contratación. Sus condiciones solían ser bastante menos ventajosas que las proporcionadas por aseguradoras ajenas a la entidad bancaria.

El cliente se encontraba así en un callejón sin salida: si quería recibir el préstamo hipotecario tenía que aceptar el seguro de vida en hipoteca obligatorio, con las condiciones abusivas impuestas por el banco.

Pero la  nueva Ley Hipotecaria (LCI 5/2019) pone fin al seguro de vida en hipoteca obligatorio,  prohibiéndolo expresamente. Con el propósito de hacer más transparente y justa la concesión de hipotecas.

¿Es aconsejable contratar un seguro de vida en hipoteca?

Una vez conocida la legislación a la hora de decidirnos, lo más conveniente es valorar ofertas y servicios alternativos a los que ofrece la entidad bancaria. Valoraremos si el seguro de vida que el banco ofrece puede ser ventajoso  y las condiciones a las que esté sujeto.

En el supuesto de que se produzca una posible invalidez o el titular del préstamo falleciera, su familia estaría protegida, teniendo este tipo de seguro, lo que puede dar una estabilidad económica. Asimismo, al contratar esta póliza de vida vinculada a la hipoteca puede hacer que se amortice el préstamo y se den condiciones más ventajosas para el usuario en las situaciones mencionadas.

Por lo que entendemos que un seguro de vida vinculado a la hipoteca puede ofrecernos ventajas, y que el banco lo ofrezca. Pero, en ningún caso puede exigir que lo contratemos. El cliente siempre deberá poder valorar los precios y coberturas del mercado para así optar por la póliza que más le convenga.

Lo más conveniente en estos casos es estar bien  informados, conocer la legislación pertinente y, sobre todo, leer todas las condiciones. Desde SecurME nuestros profesionales especialistas en seguros para el hogar y la Comunidad te asesorarán, sin compromiso, y te ofrecerán el seguro más adecuado para ti.

DESCARGA GRATIS EL MANUAL DEL PRESIDENTE

Una herramienta sencilla con todas las claves para ser un buen Presidente de tu Comunidad


    Utilizamos cookies propias y de terceros.